LA UIF PIDIÓ REVOCAR LA FALTA DE MÉRITO A DE VIDO

Imprimir


La Unidad de Información Financiera (UIF) pidió revocar la falta de mérito de los ex ministros de Planificación Julio De Vido y de Trabajo Carlos Tomada y procesarlos por su responsabilidad en el desvío de 206 millones de pesos destinados al plan de viviendas sociales de las Madres de Plaza de Mayo. En una apelación a la resolución del juez federal Marcelo Martínez De Giorgi, la UIF -que dirige Mariano Federici- solicitó que De Vido y Tomada, sean procesados por fraude al Estado, el primero, y por no controlar el pago de las retenciones previsionales, el segundo. La fundación de las Madres mantiene una deuda de 230 millones de pesos con la ANSES por las jubilaciones de los trabajadores del ex plan de viviendas Sueños Compartidos.

La UIF sostiene que “existen más que elementos suficientes para procesar a De Vido” y que “es inexplicable” que se haya procesado a los ex secretario y subsecretario de Obras Públicas, José López y Abel Fatala, respectivamente, y no a su jefe directo. “No había autonomía funcional de López y Fatala”, subrayó la UIF en su apelación ante la sala I de la Cámara Federal porteña.

“De Vido fue el gran artífice de esta organización criminal”, de la entrega de fondos públicos para la construcción de casas en municipios y provincias sin licitación pública y por adjudicación directa a las Madres de Plaza de Mayo, que a su vez, las subcontrataban con Meldorek, la empresa constructora de Sergio Schoklender. Luego parte de los cheques eran cambiados en “cuevas” financieras por efectivo para perder el rastro de los fondos oficiales.

Durante los años en que duró el plan Sueños Compartidos, “ni De Vido ni sus subordinados controlaron las obras y menos las pararon ante las irregularidades".

Como fundamento, la UIF recordó que en la causa por el direccionamiento de la obra pública a favor de Lázaro Báez, el juez federal Julián Ercolini, había procesado a De Vido con el criterio de su responsabilidad funcional en la maniobra.